sábado, 31 de enero de 2015

MIS PELÍCULAS ARGENTINAS

Ya os he dicho en alguna ocasión que soy bastante cinéfila y que me encanta el cine argentino. Bueno, en realidad se podría decir que soy un poco friki de Argentina en general, me encanta ese país no sé porqué y tengo claro que si algún día me caso, iré de viaje de novios a Argentina. Si no me caso, pues tendré que inventarme una excusa para ir y robar un banco, pero bueno. En realidad os voy a confesar que soy un poco friki con las telenovelas en general, sobretodo de las latinas de toda la vida, he crecido viéndolas, en casa no me dejaban pero yo me apañaba para verlas a escondidas, y al final un día viendo que no podían conmigo, me dejaron por imposible. Además tengo un problema (sí, en presente): se me pega el acento de la gente: vasco, madrileño gallego, o latino, da igual, no lo puedo evitar. Que me vienen a la oficina unas Erasmus mexicanas allá que tengo que luchar para hablar normal y encima darle la información correcta, que son de Madrid, pues lo mismo, que son argentinos... el remate. Cualquier día me dan un tortazo pensando que me estoy cachondeando de ellos, y nada más lejos.

Las he visto de todas las nacionalidades posibles, pero últimamente las que más me gustan son las argentinas. Bueno eso de últimamente.... últimamente no tengo mucho tiempo para engancharme a ninguna la verdad. El caso, que hoy os voy a hablar de algunas de mis pelis argentinas preferidas, todas excepto una, tienen una cosa en común: están protagonizadas por Ricardo Darín. Os iba yo a contar que le descubrí en una telenovela argentina hace doscientos mil años, pero resulta que él no actuaba en esa telenovela, así que verdaderamente no recuerdo en qué momento y en qué telenovela le descubrí (a saberte).

*El hijo de la novia: Rafael (R. Darín) no está conforme con la vida que lleva, no tiene tiempo para conectarse con sus ideales y con sus cosas, con su gente. Vive inmerso en el restaurante que abrió su padre (Héctor Alterio), y lleva a cuestas un divorcio pues no supera no ver crecre a su hija, elude el compromiso con su pareja actual, y por si esto fuera poco, hace un año que no visita a su madre que sufre alzheimer en un geriátrico. Algo hará cambiar a Rafael, tal vez cumplir el sueño de toda la vida de su madre: casarse por la iglesia. Es una película MUY tierna que os recomiendo 100% tiene un reparto buenísimo y está dirigida por Juan Jose Campanella.



*El mismo amor, la misma lluvia: Cuenta la historia de Jorge (joven promesa de la literatura argentina que vive de los cuentos románticos que escribe para una revista de actualidad) y Laura (una camarera que espera el regreso de su novio, un artista que ha montado una exposición en Uruguay y del que hace tiempo no tiene noticias), en medio? La represión del gobierno militar y el retorno de la democracia. Es del mismo equipo de "El hijo de la novia", Juan Jose Campanella es un verdadero crack, y os tengo que decir que el tándem formado por Ricardo Darín y Soledad Villamil es absolutamente espectacular y maravilloso.




*El secreto de sus ojos: De nuevo Juan José Campanella y el tándem Darín-Villamil. Es una coproducción hispano-argentina que ganó el Oscar en el año 2010 como mejor película extranjera y ese mismo año con nueve nominaciones a los Goya, se llevó el de mejor película Iberoamericana y el de mejor actriz revelación (precisamente recayó en Soledad Villamil). Cuenta la historia de Benjamín Espósito, un oficial del Juzgado de Instruccción de Buenos Aires recién jubilado que vive obsesionado con un asesinato que ocurrió 25 años antes, decide escribir un libro sobre el caso del cual fue testigo y protagonista, el problema es que haciendo memoria también vienen a su mente los recuerdos de la mujer a la que lleva amando toda su vida, Irene Menéndez. es absolutamente fantástica, tenéis que verla.




*Un cuento chino: Es una comedia dramática con unos puntos de humor que a mí me divirtieron bastante. Roberto es un hombre marcado por un duro revés que arruinó su vida hace más de veinte años. Vive en contra del mundo y en completa soledad. Pero un día, un extraño acontecimiento lo sacará de su realidad y lo devolverá al mundo real. Me pareció bastante divertida y con un buen elenco.




*El sueño de Valentín: Esta creo recordar que fue la primera película argentina que vi. El papel del niño Rodrigo Noya y la dirección y actuación de Alejandro Agresti me cautivaron. Cuenta la historia de Valentín un niño de ocho años que vive con su abuela. Su madre desapareció cuando el tenía tres años y su padre es un bala perdida que solo hace presentarle novias horribles. Valentín es un niño solitario que vive pensando en dos cosas: ser astronauta y que su padre lo lleve algún día con su madre. Su padre no hace más que decepcionarle, pero un día todo cambiará cuando le presente a Leticia, de la que Valentín se queda absolutamente prendado. Ver la vida a través de los ojos de Valentín es absolutamente ternura, y os darán ganas de llevaros a Valentín a vuestra casa, os lo aseguro.



*Kamchatka: De esta os hablé hace muy poquito en una entrada donde os recopilaba las últimas películas que había visto y que me habían gustado. Rescato lo que puse: Cuenta la historia de una familia argentina en el año 1976, cuando se ven perseguidos por la dictadura militar y deciden refugiarse en una finca en el campo. Es una historia triste, vista a través de los ojos de Harry, un niño de 10 años, me enterneció que a pesar de la dureza de la situación, los padres tratan que la vida de sus hijos siga siendo normal.  



En resumen os diría que empezárais por las películas de Juan José Campanella, que para mí son las mejores, y que el tándem Darín-Villamil es excelente absolutamente.

11 comentarios:

  1. Ay Clara casi me meo leyendote lo de los acentos porque mi marido es iguaaaal y a mi me da una rabia jajajaja es mas le pasa con las frases que usa la gente, que se le pegan todas!! Y cuando canta ni te digo!! Es q si lo escucharas cantar en brasileño te meas!! Que gracia...pensaba que era el unico raro pero ya veo que no!!
    Yo de pelis argentinas ni idea!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja qué gracia, seguro que es un cachondo. Me alegro de haberte hecho reir.

      Eliminar
  2. Me encanta Ricardo Darín desde que hacía telenovelas en mi más tierna infancia, y eso que tiene una cabeza que parece una cerilla.

    Besos

    37+6

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mujerrrrr qué mala jaja. Yo le veo atractivo

      Eliminar
  3. A mí también se me pega el acento con facilidad...Lo que me da rabia es que en Sevilla me siguen indentificando como "de fuera" pero cada vez que vuelvo a mi tierra... siempre me dicen: "qué de acento sevillanooooo!!!!" jaja así que me creo que tengo una mezcla rara... También es cierto que el acento se me ha pegado, pero que no seseo (aunque suavizo las "c/z" y las eses finales...) y no uso la jerga (salvo alguna palabrilla, el resto uso "las mías")
    Pero... cuando iba a veranear a Galicia... que iba a una zona donde había muchíiiiiisimo acento... y a mí se me pegaba una barbaridad. Lo mejor de todo... es que a mí lo que me daba vergüenza era ir a las tiendas y hablar sin acento, así que lo usaba a drede para que no me identificaran como de fuera... jaja

    En cuanto a las pelis... he visto varias argentinas muy buenas. De las que pones, creo que sólo la de "un cuento chino" y me parece genial.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya estás tardando en recomendarme esas pelis. Lo de poner el acento adrede para que no te reconozcan como de fuera también lo hago yo. Al no ser sevillanos mis padres tampoco usamos mucho la jerga de aquí (vamos que en casa no se dice miarma xdd). Yo suelo pronunciar las c/z aunque a veces se me escapa un seseo. A mi madre le pasa como a ti, aquí es la cordobesa y en el pueblo la sevillana.

      PD: Cómo fue ese mir???

      Eliminar
  4. Uhmmmm...tomo nota para mi betaespera ;) Un besazo cariñete.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me contarás si ves alguna. Un besote mi niña!!

      Eliminar
  5. Jejejeje, a mi marido se le pegan todos los acentos, de hecho nos conocimos cuando hacía tres días que había vuelto de la mili(jejeje, qué tiempos aquellos) y cuando me lo presentaron y empezó a hablar creí que era de Madrid o de Castilla, tenía un acento muy castellano, nada que ver con el asturiano que tengo yo.
    Me gusta mucho Ricardo Darín, la última suya quue vi fue Séptimo, con Belén Rueda, que no me termina de convencer, pero la peli estuvo entretenida. Un besín.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues esa no la he visto yo fijate tu, pero si no te convence... me fio de tu criterio.

      Besitos

      Eliminar
    2. No me convence Belén Rueda, la peli está bien pero es que ella como que le quita algo...no sé como explicarlo. Un besín.

      Eliminar